diario  |  revista  |  guías  |  escuelas  |  consumaseguridad
Consumer.es     Fundación Eroski
      Búsqueda:
Pág. 1 de 1
 




 

  Uno a uno, los seis   capítulos

El primer capítulo explica la utilidad del ejercicio físico como modo de prevención de factores de riesgo de la salud. Así, se relaciona el deporte con la obesidad, la hipertensión, la osteroporosis, el asma, la depresión y la ansiedad, y se adelanta el novedoso concepto de la valoración previa, imprescindible a la hora de comenzar a realizar ejercicio, que merece el rango de capítulo completo. También interesará a las personas sanas que intentan evitar dichas enfermedades y, en general, velan por su estado de salud.

El segundo capítulo responde al porqué y cómo hay que plantearse la necesidad de realizar ejercicio físico, según nuestra edad. Analiza la composición corporal del individuo, su resistencia aeróbica, la fuerza muscular, la flexibilidad o movilidad articular y otras características funcionales según van transcurriendo los años. En primer lugar, se acerca a niños y adolescentes, edades estratégicas para consolidar los cimientos de un buen estado de salud. Se introducen tres de los principales problemas relacionados con este periodo de nuestra vida o que pueden comenzar a prevenirse en esa etapa: obesidad, osteoporosis y consumo de drogas, y se sugiere qué hacer para intentar superar estas situaciones tan poco deseables. En segundo lugar, se analiza la relación entre la salud y el deporte en jóvenes y personas de mediana edad, concediendo mucha importancia a la prevención y tratamiento de enfermedades cardiovasculares, dolor de espalda y a la depresión y ansiedad, patologías muy comunes en esta etapa de la vida. Por último, se aborda la edad adulta y la de las personas mayores relacionando el ejercicio físico con el comienzo y asentamiento del declive de la capacidad funcional que sobreviene en los albores de la vida humana.

El tercer capítulo podemos entenderlo como un manual que explica cómo hacer frente a patologías comunes a través del ejercicio físico. Tras analizar los motivos y circunstancias en que surgen estas enfermedades (dos de los autores son médicos, recordémoslo) se aportan soluciones para mejorar la calidad de vida de los ya afectados por estas dolencias. El subcapítulo sobre obesidad resulta especialmente útil y positivo, porque las teorías y sugerencias expuestas ha cosechado resultados (científicamente probados) muy prometedores en personas con exceso de peso. Igual sucede con la diabetes y su relación con el deporte, enfermedad sobre la que se aporta un estudio basado en las fuentes científicas más prestigiosas en este ámbito.

Por otro lado, la enorme incidencia de la osteoporosis y la hipertensión arterial y la carencia de información útil sobre la relación de estas afecciones con la vida cotidiana convierten a este apartado de la Guía en referencia muy valiosa para el usuario. Y por último, se ha llenado un vacío demasiado habitual en los manuales de ejercicio físico: lo que el deporte puede hacer para que la mujer viva mejor el embarazo y el posparto.

El cuarto capítulo habla de la valoración previa que se ha de hacer antes de comenzar con la realización de cualquier tipo de ejercicio, un tema recurrente en toda la guía que, tanto por la novedad de este concepto (la valoración previa) como por su importancia, se hace merecedor de una amplia y documentada explicación. Una persona sana e incluso quien padece alguna patología, puede conocer cómo se encuentra su salud y cuál es su necesidad concreta de practicar algún deporte. La autoevaluación, se advierte, es muy útil pero tiene sus limitaciones: sólo sirve hasta el momento en que las circunstancias específicas de la persona determinan la necesidad de acudir a un médico especialista. De todos modos, siempre es aconsejable que tengamos presentes estos criterios de salud antes y durante la práctica deportiva.

El capítulo quinto propone diversos ejercicios físicos, con tablas y gráficos utilizables y entendibles por todos, teniendo en cuenta las condiciones particulares de cada persona.

Qué es esta GuíaPor último, la alimentación en general y en especial la de quien realiza ejercicio físico con frecuencia. El sexto y último capítulo incluye, además de las pautas generales de la dieta equilibrada, un apartado que satisfará las expectativas de quienes habitualmente hacen ejercicio. Qué riesgos comporta en el deportista una alimentación excesivamente proteica, la conveniencia de beber agua sin sed los días previos a una competición, o si la comida anterior al entrenamiento debe contener hidratos de carbono de lenta o rápida asimilación son algunas de las muchas interrogantes que resuelve este apartado. También se comentan los principales errores en la alimentación de los deportistas.

Para Fundación Grupo Eroski es toda una satisfacción presentar la sexta Guía Práctica CONSUMER Deporte: un gran aliado para la salud, que difícilmente podría encarnar mejor los objetivos que impulsaron, hace ahora tres años, la edición de estas guías: ofrecer información útil, práctica y de contrastado rigor técnico que ayude al consumidor a desenvolverse mejor y a tomar decisiones más acertadas en un determinado ámbito de su vida cotidiana. En esta ocasión, se relacionan la práctica de ejercicio físico y la salud, aportando consejos sencillos y fiables que resultarán muy útiles a quienes desean que su vida sea más saludable y activa. Sólo nos queda desear que esta guía resulte, efectivamente, útil a sus lectores. Y que nos anime a todos a hacer deporte, a que este sea el adecuado a nuestras circunstancias personales, y a cuidar un poco más de nuestra salud.

Imprimir
Estás en la página sobre:
Qué es esta Guía. Uno a uno, los seis capítulos
 

Por el deporte hacia la salud Uno a uno, los seis capítulos
¿Por qué es conveniente hacer deporte? Quiénes hemos hecho esta Guía

 
Portada Mapa Web Escríbenos
Enviar a un amigo
     
Qué es esta Guía
Fundación Eroski Consumer.es saludydeporte@consumer.es